Acerca de Samet
SAMET, la principal marca turca de accesorios para mobiliario, se fundó en Estambul en 1973. Es líder dentro del sector de accesorios para mobiliario con más de 3000 productos creados con equipamiento moderno y de alta tecnología y con la experiencia obtenida a lo largo de 47 años.

SAMET A.Ş. tiene 800 empleados en sus instalaciones de producción modernas y de gran capacidad, que están equipadas con las últimas tecnologías y se distribuyen en una superficie total de 80.500 m² – 32.000 m² de los cuales son interiores. El Instituto SAMET de I+D es líder del sector en el desarrollo de métodos de producción con vistas a la innovación y al diseño, y cuenta con un equipo de 88 ingenieros. SAMET A.Ş. es la marca líder de accesorios para mobiliario en Turquía y en el mundo, con más de 500 minoristas en el mercado nacional; exporta sus productos a 80 países de los cinco continentes, aunque sus mercados principales se encuentran en EE. UU., Rusia, Alemania, Reino Unido, Italia, España, Ucrania, Azerbaiyán, Georgia, Polonia, Rumanía, Bulgaria, Kazajistán, Eslovenia y China. SAMET, que centra sus esfuerzos en la satisfacción del cliente y en los desarrollos tecnológicos que impulsan el mercado, es uno de los principales actores del sector dentro del mercado mundial y trabaja constantemente por mejorar sus objetivos y cultivar la conciencia medioambiental.
Nuestra estrategia empresarial
Desde 1973, SAMET combina su amplia experiencia y comprensión de las necesidades de los clientes con la experiencia de su personal creativo y las tecnologías más actualizadas. Los principios fundamentales de su filosofía se sustentan en una mayor conciencia del diseño en nuestro país y una visión innovadora que garantiza la superioridad respecto a los competidores a nivel mundial, y son los siguientes:

• Mantener su posición entre las marcas mundiales con su equipamiento de alta tecnología, integrado y en continuo desarrollo.
• Establecer estrategias de ventas y marketing eficaces con el objetivo del crecimiento sostenible y productivo.
• Aumentar constantemente el valor generado para sus accionistas y socios empresariales.
• Mantener una comunicación de marketing integrada y la fidelización de la marca.
• Proporcionar valores y filosofía de gestión empresarial como el primer principio empresarial en todos los países en los que opera.
• Centrarse en la mejora continua de las competencias y la eficacia de sus recursos humanos.
• Desarrollar los estándares más altos centrados en el servicio que produce valor para la sociedad y el medio ambiente.